Califica esta nota:
(promedio: sobre votos)
Visitas:

Una máquina FRITSCH es una inversión siempre: YOUNG CLASSICS

Nota por: Jeannette Muñoz.


En este artículo conoceremos interesantes detalles acerca del cambio de una línea de producción en la panadería más grande de Viena, en Austria.

Todos los amantes de la masa se sorprenden al conocer el FRITSCH World of Bakery en Alemania, quienes lo han visitado entran en un mundo emocionante que representa la última tecnología en masa, conocimiento experto y delicia culinaria. Con más de 4.600 metros cuadrados, el centro de pruebas e innovación presenta toda la gama de máquinas y líneas de FRITSCH, desde la laminadora de masa más pequeña hasta la línea de producción industrial más grande, y no solo para mirar, sino también para probar en condiciones reales y en combinación con tecnología de maquinaria moderna.

Así fue como en el verano de 2019, Ralph Fuhlhage llegó a FRITSCH con un equipo a cuestas. El gerente general de la gran Panadería Austriaca Ankerbrot, cliente de FRITSCH desde 2001, estaba buscando una nueva línea de croissants para reemplazar una antigua línea en su sitio de producción en Viena. Mientras visitaba el FRITSCH World of Bakery (WOB), el cliente identificó rápidamente la línea LAMINATOR 300 que estaba instalada y lista para funcionar.

“La gran ventaja de esta línea es que podemos usarla para procesar muchos productos diferentes hechos de masa de croissants, masas danesas, hojaldres y masas quebradas, en gran parte de forma automática con una alta calidad constante y con un estrés mecánico muy bajo de la masa”, expresó Bernd Friedrich, Gerente de Ventas MULTIVAC Austria en FRITSCH.

Además, cuando está debidamente equipada, puede inclusive procesar masas blandas para productos rústicos. Debido a que los componentes importantes de la LAMINATOR 300 se pueden remover rápidamente sin la necesidad de herramientas especiales, la línea de laminado permite un cambio rápido entre productos con tiempos de set-up cortos.

“Mientras indagamos, nos enteramos que esta línea sería reemplazada por un nuevo modelo este año y la existente se iba a vender. Debido a que no sólo era un reemplazo ideal para la línea que estábamos usando hasta ahora, sino que también prometía una gama mucho más amplia de productos, básicamente nos abalanzamos sobre ella en una decisión improvisada”, apuntó Ralph Fuhlhage, gerente general de Ankerbrot.

Prueba de producción exitosa en el WOB de FRITSCH

La posibilidad de poder realizar pruebas en la máquina y definir programas básicos incluso antes de su entrega prevista para finales del verano de 2020 fue una gran ventaja. Entonces a principios de 2020, Ralph Fuhlhage y un equipo de gerentes y trabajadores calificados visitaron durante una semana el WOB de FRITSCH para trabajar en la máquina con su mix propio de materias primas.

“Además de los cuatro productos principales que producían en la antigua línea a ser reemplazada, Ankerbrot probó muchos otros en nuestras instalaciones. Durante estas pruebas, ajustamos los parámetros de toda la línea para que pueda fabricar alrededor de 20 productos con sus materias primas específicas”, explica Oliver Lehmann, tecnólogo de masa senior de FRITSCH.

En junio de 2020, dos semanas después de firmar el contrato, FRITSCH comenzó con la fabricación de nuevos componentes para la LAMINATOR 300 y una revisión de la línea. “Esto implicó, entre otras cosas, cambiar las bandas transportadoras y los raspadores para actualizar la línea por completo”, explica Julia Klein, gerente de producto de FRITSCH. En estrecha coordinación con el cliente, que entonces había desmantelado la antigua línea, la LAMINATOR 300 totalmente revisada, se envió a Viena a principios de octubre de 2020. Allí, ocupó su nuevo lugar en el quinto piso del edificio en el que Ankerbrot elabora sus productos.

Puesta en marcha colaborativa en Viena

Con el fin de completar el montaje mecánico y electrónico de la línea lo más rápido posible, y para mantener la interrupción de la producción lo más breve posible, FRITSCH envió a varios técnicos de montaje a Viena.

Oliver Lehmann estuvo en Viena para acompañar la puesta en marcha. “Gracias a los preparativos de febrero, pudimos configurar la línea para producir los cuatro productos principales en tres días y adaptarla a parámetros ambientales como amasadora, porcionadora, temperatura y humedad del aire”, manifiesta el tecnólogo senior de masas. Después de eso, la configuración se ajustó nuevamente para los productos horneados adicionales y se adaptó aún más a las condiciones locales.

“Gracias a que los empleados de FRITSCH ya estaban familiarizados con Ankerbrot y sabían exactamente cuáles eran nuestros requisitos para la línea, la puesta en marcha se realizó sin problemas. Ni nuestro equipo de ventas ni nuestro equipo de aseguramiento de control de calidad tuvieron una sola objeción. Eso demuestra lo bien que ha ido todo el proceso", enfatiza Ralph Fuhlhage.

En enero de 2021, Oliver Lehmann regresó a Viena para capacitar aún más al personal de Ankerbrot respecto a la LAMINATOR 300. Sin embargo, la capital de Austria no será necesariamente la ubicación final de la línea. “Estamos planeando una ampliación de nuestro segundo sitio de producción en Lichtenwörth. En tres años, la línea probablemente se trasladará allí”, dice Ralph Fuhlhage. Para entonces, habrá proporcionado a los clientes de Ankerbrot miles de panes y productos de bollería. Y después de eso habrá mucho más por venir.

Los Young Classics de FRITSCH

Ya sea una laminadora de masa, una línea de pastelería fina o una línea de producción industrial, las máquinas de panadería usadas de FRITSCH Bakery Technology nunca se convierten en chatarra. Los Young Classics son líneas que han sido entregadas en parte de pago en el momento de nuevas adquisiciones o descontinuar una línea de negocio en particular, también son líneas que se han utilizado en ferias comerciales o en World of Bakery. Estas máquinas son refaccionada y puestas a la venta.

Conseguir el producto que el cliente necesita

En el desarrollo de procesos y elaboración de línea de producción intervienen tanto ingenieros mecánicos como expertos de masa. El objetivo principal de FRITSCH es desplegar un proceso que logre el producto deseado por el cliente, en forma estandarizada y eficiente.

Acerca de Ankerbrot

La empresa Ankerbrot se fundó hace 130 años en Viena, sus fundadores eligieron el nombre ANKER porque es sinónimo de confiabilidad y seguridad. Actualmente, el grupo Ankerbrot gestiona alrededor de 130 sucursales de panadería, principalmente en la Gran Viena, lo que la convierte en la cadena de panaderías más grande de Austria. Cuentan con dos plantas productivas en Viena-Favoriten y Baja Austria Lichtenwörth, donde hornean pan y productos de bollería frescos para las sucursales propias y para los minoristas de alimentos austriacos.

Para saber más contacte a FRITSCH, parte del grupo MULTIVAC, aquí

https://cl.multivac.com/es/soluciones/soluciones-de-procesamiento/elaboracion-de-masas/


Califica esta nota:
(promedio: sobre votos)
Visitas:

Avisajes

  • Avisaje Soprole
  • Avisaje Gasco
  • Avisaje Carozzi Food Service
  • Avisaje Heredia Molinos

  • Avisaje Camilo Ferron
  • Avisaje Chile Huevos
  • Avisaje Banco Estado

Formulario de Contacto

[ Cerrar Formulario]

 
Comunicate con nosotros y te responderemos a la brevedad.
(* Campos Obligatorios)


No lo entiende? Click Aquí.

Gracias por contactarnos, pronto uno de nuestros ejecutivos respondera tu solicitud.